sábado, febrero 28, 2009

Desagote cloacal

Es complicado elegir cuál baño público es el más indicado para tu hijo/a
Veamos las situaciones para las Mamás:
1. Madre-hijo-baño de Caballeros:
Ni pensarlo, violan a tu mujer y con suerte: sólo manosean al nene.
2. Madre-hijo-baño de Damas:
Menos, no vaya a ser cosa que el "nene" se acostumbre a depilarse las cejas y a orinar sentado.
3. Madre-hija-baño de Hombres:
Doble aborto
4. Madre-hija-baño de Mujeres:
¡Bingo!
Veamos ahora las opciones para el Papá:
a) Padre-hijo-baño de Machos Alfas:
Mmmmm, si le tapás los ojos para que no vea a los depravados toqueteándose en los mingitorios, puede ser.
b) Padre-hijo-baño de Hembras:
¿Cómo le explicas a tu hijo que en realidad sos un "Latin lover" pero que se te da por hacer pipí en en toilette de princesas?
c)Padre-hija-baño de Señores:
Si sos un "cafishoman", vas por buen camino, seguí así.
d) Padre-hija-baño de Féminas:
Si aparece una bella dama a la cual le da dulzura y le enternece la situación, estás salvado sino ¿Cómo cornos haces para que la nena: no toque la tabla, no se ensucie los cancanes, no se moje el vestidito con puntillitas que le hizo la abuela, ¡Ojo con el moñito que no se desate y caiga en en agua!
En fin, por lo menos estas nuevas generaciones no pasarán por semejante dilema ya que lo han logrado remediar aplicando la androginia.

2 comentarios:

María dijo...

Es complicado el tema de los baños públicos...

Recuerdo una oportunidad en la que mis peques fueron a uno en un Shopping.

Al su ingreso, el mayor, ve a un hombre masturbándose en un mingitorio.

Astuto se apresura y hace ingresar al más pequeño en un cubículo con inhodoro.

Lo espera, lo resguarda del espectáculo que este muchacho daba (tatalmente en su mundo) y salen del lugar.

A poco de ello, sale el señor de las mañas, muy tranquilo, transitando entre la gente como uno más.

Me pregunto: ¿Y si el chiquito hubiese ingresado al baño solo? Yo estaba en la puerta, pero no quita que pudiese haber ocurrido cualquier situación desagradable.

No está mal, que los padres tomemos recaudos a la hora de permitir que un niño acuda solo a un baño público.

Besos!
Gracias por comentar en mi blog.

Yo Extranjero dijo...

Ja, ja!
Me parece muy divertido este análisis, aunque en la realidad no lo sea.
Gracias! ;-)