miércoles, enero 04, 2012

El niño, el borracho y el anciano

Cierta vez...había un niño correteando en una plaza; muy cerca suyo, un borracho bebía su petaca de "Why-sky". El niño se acercó al borracho y le preguntó:
¿Ud. sabe qué es el amor?
El borracho observó a su alrededor y justo enfrente suyo, un hermoso jardín de rosas, lo sorprendió. El borracho entonces respondió:
¿Ves ese anciano que está cuidando ese jardín de rosas? ¡Así es el amor! ¡Para que crezca bello y lozano deberás regarlo día a día! ¡Ojo, no todo es color de rosas en un jardín de rosas, hay hormigas y espinas! ¡Pero si cada día te esfuerzas y trabajas por conservarlo, el jardín nunca se marchitará!
El niño dio media vuelta y se dirigió hasta el jardín de rosas. Una vez ahí le preguntó al anciano: ¿Cuál es el secreto para tener un jardín de rosas tan maravilloso?
El anciano respondió y el niño, de rompe y raja se apareció de nuevo frente al borracho para dispararle su pequeña inquietud:
¿Sabe Ud. qué es el estiércol?

1 comentario:

Común dijo...

Hola!!!
¿Cómo estas, como empezaste el 2012??, espero que lleno de proyectos….
Quiero comentar sobre el post anterior….que vaya de una vez a Paris, la vida es una sola, si es AMOR, listo ya, que salga aunque sea con una mochila……
Un abrazo de oso.